El Ibex 35 ha retrocedido un 0,65% en la sesión de este martes, con lo que ha perdido la cota de los 8.800 puntos, en un escenario marcado por la presentación de resultados empresariales y el repunte de la rentabilidad de los bonos soberanos.