La entidad estadounidense Wachovia se ha visto obligada a revisar sus cuentas del primer trimestre, periodo en el que perdió 708 millones de dólares (455 millones de euros), casi el doble que los 'números rojos' de 393 millones de dólares (252 millones de euros) que anunció el pasado 14 de abril.
El banco ha remitido un comunicado al regulador estadounidense, la Securities and Exchange Commision (SEC) en el que justifica este aumento de las pérdidas debido a provisiones extraordinarias de 315 millones de dólares (202 millones de euros) vinculadas con tres contratos de su cartera aseguradora. Según los resultados publicados hace tres semanas, la entidad registró depreciaciones y ajustes en la valoración de sus activos por importe de 1.973 millones de dólares (1.246 millones de euros) y asumió provisiones ante créditos fallidos por importe de 2.831 millones de dólares (1.789 millones de euros), frente a los 177 millones de dólares (112 millones de euros) que la entidad provisionó en el mismo periodo de 2007. Asimismo, la entidad recortó el dividendo trimestral hasta los 0,375 dólares por acción (0,237 euros) con el objetivo de ahorrar unos 2.000 millones de dólares (1.264 millones de euros) anuales.