La fecha límite para aprobar el techo de deuda cada vez está más cerca y sigue sin existir un acuerdo entre demócratas y republicanos para elevar el límite. También sigue el shutdown.
El S&P 500 empieza la sesión con una bajada del 0,60%, el Dow Jones también comienza descendiendo el 0,54%, mientras que el Nasdaq se deja un 0,49%.

Entramos en una de las semanas más clave para el devenir de Estados Unidos y de todo el mundo en términos generales. Con el shutdown de fondo, y sin llegar a un acuerdo todavía, la actualidad se centra en el próximo jueves, que es la fecha límite para aprobar un nuevo techo de deuda. De no ser así, sería la primera vez que el país se declararía en default y podría suponer graves consecuencias a la economía mundial, aunque los expertos ven muy improbable que suceda. 

Ante esta situación los inversores comienzan a inquietarse y es por ello por lo que la cotización en Wall Street ha comenzado en rojo, pese al optimismo de los analistas. La semana pasada Demócratas y Republicanos ya acercaron posturas e incluso se llegó a rumorear que el plazo para establecer un nuevo límite podría retrasarse hasta el mes de noviembre. Por otro lado, más de 800.000 funcionarios siguen sin poder trabajar, dado que la administración sigue parcialmente cerrada por el bloqueo presupuestario, aunque la prioridad ahora para la administración Obama es acercar posturas en ese nivel de endeudamiento.

Desde el punto de vista empresarial, se presume una semana muy movida en cuanto a la presentación de resultados del tercer trimestre se refiere. Mañana acudirán a su cita con los inversores Citigroup, Yahoo!, Intel y Johnson & Johnson.

El viernes ya se conocieron más resultados del sector financiero. JP Morgan presentó las primeras pérdidas trimestrales desde que Jamie Dimon se hizo consejero delegado. Unas pérdidas muy ligadas a las provisiones que ha tenido que hacer el banco para posibles pagos judiciales. (Ver noticia)

La dinámica del negocio de Wells Fargo fue parecida. Pudo compensar la caída del negocio hipotecario rescatando provisiones y también, gracias a la caída de la morosidad. En cualquier caso, los expertos no vieron que los resultados hayan sido especialmente positivos. (Ver noticia)

En este contexto, la rentabilidad del bono a 10 años  se mantiene en 2,68%, dado que el mercado de deuda está cerrado por el "Columbus Day".

El oro, por su parte, se recupera y sube un 1,36%, hasta 1.285 dólares la onza. El petróleo cede y el brent cotiza en 110,36 dólares el barril, mientras que el EURUSD se inclina levemente por la divisa europa y se encuentra en 1,3587.