El gigante estadounidense de la distribución Wal-Mart Stores ha rebajado su beneficio del segundo trimestre en 153 millones de dólares (110 millones de euros) por los gastos asociados a la venta de su negocio minorista en Alemania. La compañía ha anunciado que la desinversión ha tenido un impacto negativo de 4 centavos en su beneficio por acción, hasta 72 centavos.