El estratega jefe de Morgan Stanley, Adam Parker, insiste; la situación económica en Estados Unidos es buena, pero no tanto como para que la FED actúe precipitadamente.

En una entrevista con la CNBC Parker ha dicho que en su firma no creen que la autoridad monetaria que preside Janet Yellen vaya a subir los tipos de interés hasta principios de 2016; es decir, los mercados aún tendrían la ayuda de un precio del dinero cercano a cero por algo más de un año.

Esto le permite mantener sus objetivos para las bolsas. “Es decir, la economía seguirá bien, la evolución de los resultados empresariales es buena, así que esto permite que mantengamos nuestros objetivos de subidas para las bolsas”, explica Parker.

El estratega de Morgan Stanley ha preparado sus previsiones para el S&P 500 para 2015. El escenario base prevé un objetivo para el selectivo en diciembre del año que viene en 2.275 puntos, lo que implicaría una subida de algo más de un 10% desde el nivel actual del mercado. El mejor de los casos, el bull case implicaría que el índice llegaría hasta 2.750 puntos. En el peor de las situaciones, el bear case supondría una caída del selectivo hasta 1.700 puntos.

Pero otra de las cosas que ha dicho Parker tiene relación con la durabilidad que da a este rally alcista que tiene ya más de cinco años de antigüedad. "Si seguimos nuestra tesis pensamos que incluso podría durar hasta 2020", ha pronosticado el experto. 

Para Adam Parker, el escenario bursátil tampoco cambiaría si la FED actuase tal y como espera el consenso y subiera los tipos a mediados del año que viene, en 2015. “No cambiará nuestra perspectiva porque los beneficios están subiendo. Si miras lo que ocurrió durante las últimas subidas de tipos verás que la bolsa subió porque las ganancias de las empresas eran muy sólidas. Estas subidas van a provocar una contracción de la valoración”.

Parker ha afirmado que el lunes su firma mejoró su visión sobre el sector de la energía y del consumo tras las caídas de las últimas semanas. “La perspectiva de Morgan Stanley es que la economía mundial está mejorando y eso podría provocar la mejora de estos sectores de cara a mediados del año que viene”, ha dicho en su entrevista con la CNBC,