El año 2008 será un año "complejo", marcado por unas elecciones generales y diversas variables económicas, entre las que destaca la ralentización económica a nivel global, una desaceleración del sector de la construcción y un incremento de las operaciones corporativas que afectarán principalmente al sector eléctrico. La firma ha presentado la segunda edición sobre las principales apuestas de valores españoles para 2008 de los que advierte que todavía quedan pendientes movimientos corporativos, especialmente Unión Fenosa con Gas Natural.
A su juicio, Estados Unidos seguirá asistiendo a un menor dinamismo de la economía, que arroja crecimientos del 2%, con un cambio de tendencia a finales de año, el mismo porcentaje que la Eurozona. España continuará digiriendo la subida de 250 puntos básicos de los tipos de interés efectuada por el BCE desde finales de 2005 y crecerá un 2,9%. El sector de la construcción residencial será una de las "preocupaciones más importantes" durante 2008, con un crecimiento del 2,4% frente al 3,3% estimado para 2007. Sin embargo, el menor dinamismo de la economía no tendrá impacto en la creación de empleo, que crecerá de forma "más moderada", con un 2,5% en 2008 frente al 3% de este año. Respecto a los tipos de interés, Fortis cree que la Reserva Federal de Estados Unidos podría recortar tipos el año próximo, mientras que en la Eurozona el Banco Central Europeo (BCE) podría subirlos. Las operaciones corporativas respaldarán al Ibex 35 En cuanto a la renta variable, recuerda que la evolución del mercado español ha venido respaldada hasta ahora por los resultados empresariales, y que en 2008 el selectivo podría alcanzar niveles de 17.600 o 17.900 puntos, lo que se traduciría en un crecimiento del aproximadamente el 16%. Fortis subraya que todavía "quedan pendientes" movimientos corporativos y apuesta por el sector eléctrico, principalmente por Unión Fenosa, que podría protagonizar una operación con Gas Natural; la integración de Enagás y REE que, a su juicio, tendría "sentido estratégico", y la venta de YPF por parte de Repsol. En su opinión, el sector eléctrico español ha registrado una evolución muy positiva en los últimos tres años, en el que la entrada de constructoras le ha aportado una mayor presión al alza. Asimismo, no descarta la consolidación de operaciones por parte de Telefónica en aquellos mercados en los que ya está presente, como Alemania, ni movimientos accionariales en BBVA. Dentro de las operaciones corporativas, también apuestan por una operación entre BME con Deutsche Börse o NYSE, aunque consideran que se producirá cuando el operador español "quiera" o considere que su negocio ha dejado de crecer. Por otro lado, Fortis recordó que la crisis subprime no afectará a España, ya que las entidades no tienen exposición a este tipo de negocio y añadió que a nivel general el problema "se ha puesto encima de la mesa" y se ha calificado como "importante", por lo que lo peor ya ha pasado. Asimismo, señaló que el endurecimiento de las condiciones del crédito no debería afectar negativamente al crecimiento de las compañías españolas dado que su nivel de apalancamiento en general "no es elevado".