Eli Lilly registró una ganancia neta de 1.060 millones, o 97 centavos por acción, durante el primer trimestre, más del doble del beneficio de 508,7 millones, o 47 centavos por acción, registrados en el mismo período del año anterior. El resultado trimestral fue impulsado por las mayores ventas de sus medicamentos Cialis y Cymbalta, los que contrarrestaron los efectos negativos de la competencia de medicamentos genéricos. El trimestre del 2008 incluye cargos por reestructuración y deterioro de 145,7 millones, un cargo antes de impuestos de 87 millones vinculado a investigación en proceso tras una adquisición, y un beneficio impositivo de 8 millones.
La ganancia ajustada, que excluye estos cargos y beneficios extraordinarios, fue de 92 centavos por acción, un aumento frente a los 83 centavos del primer trimestre del 2007. Sus ventas se incrementaron un 14%. Según una encuesta de Thomson Financial, los analistas esperaban, en promedio, que la firma de Indianapolis anunciara una ganancia trimestral de 96 centavos por acción e ingresos de US$4.830 millones. En general, las estimaciones de los analistas excluyen las partidas extraordinarias. Las ventas de Zyprexa, medicamento para tratar la esquizofrenia y el de mejor ventas de Lilly, crecieron un 1%, menos de lo esperado. Para todo el 2008, prevé una ganancia por acción de entre 3,90 y 4,05 dólares, superior a su estimación previa de entre 3,85 y 4. Wall Street proyecta un beneficio anual de 3,95.