La tensión vuelve a sobrevolar el parqué neoyorquino en su apertura. Como telón de fondo, el eco de las palabras del presidente de la Reserva Federal, Ben Bernanke que reiteró su preocupación por la inflación y que de momento, mantiene los tipos de interés en el 2%. Y en primera fila el dato del PIB que creció un 1% -en línea con lo previsto- y las peticiones de subsidio por desempleo en máximos desde octubre de 2005. En la diana de todas las miradas se sitúa un día más el sector financiero –después de que Goldman Sachs haya lanzado su dardo sobre Citigroup- y le acompañan de la mano el sector automovilístico –con General Motors a la cabeza- y el tecnológico –con las cifras de Oracle sobre la mesa-. Así las cosas, el Dow Jones cede un 1,33% hasta los 11.655 puntos, el Nasdaq recorta un 2,03% hasta los 2.352 puntos y el S&P 500 retrocede un 1,37% hasta los 1.303 puntos.
Hoy no hay tregua. En el ámbito macroeconómico una de cal y otra de arena. El PIB estadounidense se mantuvo en línea con lo previsto por el mercado y creció un 1% en el primer trimestre del año, por otra parte el consumo personal creció el 1,1%, una décima más de lo previsto, mientras que el índice de precios del PIB subió un 2,7% en el mismo periodo, frente a una expectativa del 2,6%. Las ventas de viviendas de segunda mano subieron un 2% en mayo pero la sorpresa y negativa la trajeron las solicitudes de subsidio de desempleo. Crecieron hasta alcanzar 385.000, frente a las 375.000 que esperaba el mercado y por si fuera poco la media de las últimas cuatro semanas, que es un dato más fiable y menos volátil, subió hasta 378.250 peticiones, su máximo desde octubre de 2005. Tampoco en el ámbito empresarial hay lugar para muchas alegrías, de momento el sector financiero vuelve a estar en entredicho, la sombra de la duda envuelve hoy a Citigroup y es que Goldman Sachs presenta un informe según el cual la entidad podría sufrir depreciaciones de activos por valor de otros 8.900 millones de dólares en el segundo trimestre. Los títulos de Citi se dejan en los primeros minutos del mercado un 5,57%, Pero tampoco el resto de los valores del sector se libra de “las garras” de Goldman, la entidad recorta su recomendación sobre los bancos de inversión estadounidenses de "atractivo" a "neutral", señalando que el ritmo de deterioro de la industria "parece ser bastante peor" que lo que originalmente habían previsto. "El cambio en la tendencia del negocio que estábamos esperando para el segundo trimestre de 2008 podría no ocurrir tan rápido como habíamos pensado" señalan los analistas de en su último informe. Así las cosas, Merrill Lynch recorta un 4,34%, Bank of America cede un 4,51%, JP Morgan se deja un 2,11%, Morgan Stanley pierde un 1,86% y Lehman Brothers retrocede un 5,10%. Es precisamente Goldman quien hace saltar a la palestra también al sector automovilístico, reduce sus recomendaciones sobre General Motors y Lear de neutral a vender y recortó sus precios indicativos a seis meses de 19 dólares a 11 dólares. Señaló que espera que las acciones de la compañía continúen mostrando un desempeño inferior a medida que se deterioran los factores fundamentales del mercado, exacerbando las preocupaciones sobre la liquidez. "Creemos que el consumo del flujo de caja automotriz de GM este año probablemente cause que deba recaudar capital, lo que creemos que podría dar lugar a una dilución significativa para los accionistas y/o a una reducción del dividendo de la compañía", indicó. Lear recorta un 9,55%, mientras General Motors cede un 10,23% porque además también recibe hoy el mazazo de Fitch Ratings que también reduce el ráting de la compañía. Atención al sector tecnológico que hoy cotiza los resultados presentados ayer a última hora por el segundo mayor fabricante mundial de software, el estadounidense Oracle que obtuvo un beneficio neto de 5.521 millones de dólares, lo que supone un incremento del 29% respecto al año anterior. Las cifras le avalan pero el mercado pone la vista en lo que pueda pasar y ante la perspectiva de que su crecimiento pueda ser menor en lo que resta de año por el aumento de gastos de la compañía, le hace recortar un 3,59%. En el sector , Google cede un 2,53%, Yahoo se deja un 1,77% y Microsoft recorta un 1,80%. Gráfico Dow