El Producto Interior Bruto de Francia aumentó un 0,3% en el tercer trimestre de año en tasa intertrimestral, y sigue por la senda de la recuperación tras haber salido de terreno negativo en el segundo trimestre con un crecimiento del 0,3%. Este crecimiento refleja una contribución positiva de la balanza comercial del 0,4%, aunque menor a la registrada en el segundo trimestre. Concretamente, las exportaciones aumentaron un 2,3% y las importaciones un 0,4%