Pocas novedades en una sesión festiva para el selectivo español que ha cerrado con una subida de apenas un 0,19%, que lo deja todavía por debajo del nivel de 10.500 puntos, (10.481 puntos), aunque pudo llegar a superarlos al inicio de la sesión.

La jornada festiva en España y en otros países del sur de Europa ha estado marcada por la falta de referencias en nuestro país, donde tan solo ha destacado la rebaja de recomendación que ha hecho Goldman Sachs de Santander. Ahora apuesta por mantener sus títulos frente a comprar.

El mejor valor de la sesión ha sido IAG, que se ha revalorizado un 2,42% y Ferrovial, que se ha apuntado un 0,86%. Por el contrario Siemens Gamesa vuelve a encabezar las caídas, con un descenso del 1,81%. Santander se ha apuntado un 0,29%, pese a la recomendación negativa del banco americano. Entre las otras grandes, BBVA ha subido un 0,79% y Telefónica se ha dejado un 0,66%.

Poco más en una jornada donde el discurso ahora lo vuelve a marcar el enfriamiento de las hostilidades verbales entre Estados Unidos y Corea del Norte y que ha aumentado el hambre de riesgo de los inversores.

Comenzaba la sesión, además, con un buen dato para la economía alemana, que se expandía un 0,6% en el segundo trimestre del año, más de lo esperado por el consenso.

Por si fuera poco, en Estados Unidos, el dato económico más importante de la sesión a ese lado del Atlántico también ha sorprendido al alza. Las ventas minoristas crecían un 0,6% en julio, por encima del 0,4% previsto por los analistas Se trata de la mayor subida mensual desde enero de este año.

Esto ha provocado una revalorización del dólar, que se ha colocado en máximos de tres semanas frente a la cesta de las principales divisas del mundo.

El dólar ha subido más de un 1% frente al yen japonés, tocando máximos de una semana, y parece que podría conseguir la mayor subida diaria frente a la divisa nipona desde junio. El euro, por su parte, ha caído a los mínimos frente a la moneda americana del 9 de agosto.

El dollar index ha llegado ha subir un 0,7% hasta 94,061 en algunos momentos de la sesión, tocando máximos desde el 26 de julio.

En el mercado de materias primas el brent cae un 0,8% hasta situarse en 50,31 dólares el barril. El oro, por su parte, se deja un 0,5% y la onza se mueve en 1.274 dólares.