El barril de Brent, de referencia en el Viejo continente, ha superado los 78 dólares en Londres, al alcanzar los 78,12 dólares. Se trata de su nivel máximo desde el 9 de agosto de 2006, debido a los temores vinculados con el abastecimiento de gasolina en Estados Unidos.