Acciona ganó en el primer semestre del año 314 millones de euros, lo que supone una reducción del 15% respecto al mismo periodo de 2007, a pesar de la aportación de su participación en Endesa de 285 millones de euros al beneficio antes de impuestos (el 90% del total). La cifra de negocio del grupo creció el 83,9%, hasta los 6.028 millones de euros, en tanto que el resultado bruto de explotación (Ebitda) casi se triplicó en los seis primeros meses del año, hasta alcanzar los 1.349 millones de euros. El grupo atribuye estos resultados a la facturación de 2.709 millones de euros obtenidos a través de la consolidación proporcional del 25% de Endesa en el primer semestre del ejercicio, así como al comportamiento de su división de energía, cuyas ventas crecieron el 73,2%.
Esta división fue la que mejor comportamiento experimentó en los seis primeros meses del año, al facturar 819 millones de euros, el 73,2% más, debido al aumento del precio medio de la energía eólica, a la subida del 20% en la producción de energía y al buen comportamiento del negocio industrial eólico y solar. El negocio de infraestructuras registró un descenso del 11,3%, a pesar de que fue el que mayor importe facturó en el primer semestre, con 1.664 millones de euros, en tanto que la cartera de obra se incremento del 45,1% hasta situarse en 7.590 millones de euros. Peor comportamiento experimentó Acciona Inmobiliaria, con una caída de la cifra de negocio del 40%, hasta los 143 millones, debido a que la venta de suelo se reduce a la mitad y a la caída de las preventas, que pasan de los 171 millones del primer semestre de 2007 hasta los 13 millones contabilizados en el mismo periodo de este año. Por otro lado, el negocio de servicios logísticos y de transporte facturó 425 millones de euros, el 3% más, afectado por la subida del precio del combustible y por la huelga de transportes de mercancías por carretera de junio. Los servicios urbanos y medioambientales aportaron a la facturación de Acciona 354 millones de euros, el 7,2% más. Inversiones del grupo Las inversiones del grupo en el primer semestre del año alcanzaron los 1.141 millones de euros, de los que casi la mitad (580 millones) fueron destinados al crecimiento orgánico de las actividades de Acciona Energía y 356 millones a las inversiones en Endesa, en tanto que 205 millones fueron al resto de sus negocios. No obstante, Acciona consolida también unas desinversiones de 2.295 millones de euros como consecuencia de la venta de activos de Endesa a E.On, sin que en los resultados semestrales se hayan registrado la plusvalía derivada de esta venta. La deuda financiera neta se situaba al cierre del semestre en 17.137 millones de euros, de la que el 54% es sin recurso, y supone un ratio de apalancamiento del 272% sobre los fondos propios.