Red Eléctrica de España (REE) registró un beneficio neto de 151,4 millones de euros en el primer semestre del año, un 20,4% más que en igual periodo de 2007, cuando el resultado de la eléctrica alcanzó los 125,7 millones de euros. La cifra de negocio de REE se situó hasta junio en 559,2 millones de euros, con un crecimiento del 10,7%, mientras que el resultado bruto de explotación (Ebitda) sumó 389,1 millones de euros, un 7,3% más que en el primer semestre de 2007.
El resultado neto de explotación (Ebit) de la eléctrica aumentó un 9,3%, hasta los 267,1 millones, entre enero y junio, periodo en el que la compañía realizó inversiones por valor de 260,3 millones de euros, un 5,5% menos que en el primer semestre de 2007. Descontada de esta partida el importe de la adquisición del 5% del operador portugués REN, las inversiones se situaron en 252 millones, de los que la mayor parte se destinó a la mejora de la red de transporte. Eleva su endeudamiento El grupo presidido por Luis Atienza elevó un 5,3% su endeudamiento, hasta 2.841 millones. La estructura de la deuda no ha sufrido modificación y el 95% de la misma sigue siendo a largo plazo, señala la compañía. REE afronta esta deuda a un interés medio del 4,15%. El 73% del pasivo es a tipo fijo, mientras que el 27% restante es la tipo variable. El patrimonio neto de la compañía alcanzó los 1.258 millones, un 4,6% más. Por otro lado, en los seis primeros meses del año el operador de la red eléctrica elevó un 8,9% el flujo de caja, hasta 310 millones, mientras que los gastos operativos aumentaron un 19%, hasta 176 millones. Plano Internaiconal A nivel internacional, el grupo alcanzó en el primer semestre un beneficio neto de 2,9 millones, una cifra de negocios de 11,6 millones, un Ebitda de 7,6 millones y un beneficio bruto de 5,1 millones. Como novedad a nivel internacional, la compañía integró por primera vez en sus cuentas el flujo de dividendos procedente de REN, que ascendió durante el semestre a 4,4 millones de euros. Además, durante el periodo destacó la constitución de una nueva estructura societaria del grupo, en la que las actividades reguladas, y en concreto las de operador del sistema y transportista, quedan integradas en la sociedad Red Eléctrica de España S.A.U., participada al 100% por la matriz Red Eléctrica Corporación. Por otro lado, los servicios jurídicos de la compañía trabajan en las alegaciones a la propuesta de sanción de 11 millones de euros por el apagón de Barcelona de julio del año pasado, remitida por la Generalitat de Catalunya.