En pleno conflicto con Estados Unidos por la polémica de los fondos buitre, la compañía también ha elegido hacer esta emisión bajo la legislación de Nueva York. El dinero que obtenga con esta operación se destinará a inversiones para mejorar la producción.

El bono estará dividido en varios tramos, según informa Reuters. El primero será una emisión de obligaciones negociables por 50 millones de dólares y con vencimiento en 2018. La empresa ha anunciado que tendrá un cupón del 7,5% más una tasa variable Libor, aun sin especificar.

Reuters afirma que la colocación se realizará el próximo 25 de septiembre y se amortizarán en 17 cuotas a partir de agosto de 2014.

YPF ha notificado que necesita una inversión de 7.000 millones de dólares anuales hasta el 2017 para aumentar la producción de crudo y gas. En la actualidad mantiene una alianza con Chevron para la explotación de los yacimientos de Vaca Muerta.