Wall Street arranca la semana en verde, pero ‘a medio gas’. La Bolsa neoyorquina abrirá este lunes solo media sesión y el martes permanecerá cerrada por la festividad del 4 de julio, ‘Día de la independencia’. Con todo, la agenda macro trae importantes referencia, mientras el dólar avanza posiciones con el euro cruzándose en los 1,13; sube también el crudo, con el Brent en los 49 dólares.

Compras en la Bolsa neoyorquina para iniciar una semana marcada por la celebración del 4 de julio, ‘Día de la independencia’. Este lunes el mercado permanecerá abierto sólo media sesión (19 horas) y el martes cerrará sus puertas.

Recordemos que el viernes, el S&P 500 lograba cerrar su séptimo trimestre consecutivo con ganancias. “Estacionariamente esta jornada es un día alcista, siendo el primer día del mes, del trimestre y del semestre, y además, siendo víspera de una festividad tan importante”, destaca Daniel Pingarrón, de IG.

Con todo, este experto cree que “la verdadera semana empezará a partir del miércoles, siendo el Nasdaq el principal catalizador del mercado”.

Vea también: La paciencia es virtud ante una corrección que arranca a las puertas del verano

Ahora bien, no será hasta el viernes cuando conozcamos el dato clave de estos cinco días: el Informe de empleo de junio. Antes, el mercado cotizará el PMI manufacturero y de precios pagados, así como el gasto en construcción y las ventas totales de vehículos, todos de mismo mes y que se conocerán este lunes. Asimismo, el jueves se divulgarán las Actas de la última reunión de la Reserva Federal (Fed).

En este sentido, el Departamento de Análisis de Bankinter cree que lo realmente importante de este arranque de semestre será "será identificar cualquier posible indicio de que BCE y/o Fed vayan a aplicar sus estrategias de salida más rápido de lo descontado. Pero averiguar eso dependerá más de las declaraciones de los banqueros centrales que de los datos, de manera que el mercado se mantendrá algo tensionado, sobre todo después de que el viernes Wall Street rebotara ayudada por un cierto maquillaje de cierre de trimestre, pero las europeas no, que cerraron en negativo. Un contraste desorientador, que puede indicar ganas de tomar beneficios en el Viejo Continente. Está en la línea de ese segundo semestre más confuso y plano que el primero, como creemos que va a suceder”.

Finalmente, en el plano empresarial destaca el buen comportamiento de Tesla, después de que su consejero delegado (CEO), Elon Musk, haya anunciado que la producción del próximo modelo debería empezar este mismo viernes.

Vea también: El mercado no encuentra el equilibrio y los soportes clave peligran