Las solicitudes iniciales de desempleo en Estados Unidos bajaron con respecto a la semana anterior, aunque estuvieron por debajo de las estimaciones de los analistas.
Así, las solicitudes iniciales de desempleo cayeron en 10.000 hasta un total desestacionalizado de 340.000, según informó el Departamento del Trabajo. El consenso de expertos había cifrado el descenso de una semana a otra en 339.000.

El promedio de las últimas 4 semanas fue de 356.250, mostrando un incremento de 8.000 peticiones con respecto al promedio no revisado de la semana anterior, que fue de 348.250. (Ver documento)

El avance desestacionalizado de la tasa de desempleo de los asegurados fue de un 2,2% en la semana que concluyó el 19 de octubre, lo que no muestra cambios del índice no revisado de la anterior semana.

Peticiones iniciales de desempleo


Por otro lado, sigue habiendo problemas con California, que sigue provocando que estos datos estén distorsionados. Todo esto se produjo cuando comenzó el shutdown, al no aprobarse los presupuestos del país que llevó al cierre de la administración.

El mercado laboral de Estados Unidos parece haber disminuido en los últimos meses, con las empresas del sector privado realizando menor número de contrataciones en el mes de octubre, después de la incertidumbre causada por la política presupuestaria llevada a cabo en Washington.

Otros datos recientes sobre la contratación, la producción industrial y las ventas de viviendas en septiembre ya habían sugerido que la economía aminoró el ritmo, incluso antes de que el gobierno cerrase la administración. El cierre parcial de 16 días hizo que las peticiones se incrementasen en las últimas semanas.