La noticia de la semana que es lo que copará titulares es la negociación que mantiene el gobierno griego con el BCE, para negociar deuda o para seguir manteniendo el tipo.

Esa decisión del BCE de dejar de admitir los activos riesgo como garantía ha sido la sorpresa. Ayer conocimos la bajada de tipos del banco central danés para mantener el tipo de cambio fijo. Y hoy además tenemos producción industrial, datos importantes que se espera que mantengan el sesgo previo y refuercen los toques de recuperación.

En EEUU nóminas no agrícolas después del buen dato de peticiones de desempleo de ayer fueron  la justificación de las subidas. Como siempre, habría que vigilar niveles importantes en los índices. En el caso del Ibex35 se está estrechando cada vez más el rango y no deberíamos tardar en ver los 10.700 puntos y por debajo la zona de soporte en los 9.850-9.900 puntos. En el caso del DAX, como zona de soporte los 10.550 -10.600 puntos y los máximos previos, en los 11.000 puntos sería lo que abriría la posibilidad de un nuevo tramo alcista.

La recomendación qeu da este experto es la de diversificar. No enamorarnos de un activo, sino diversificar para poder controlar el riesgo. Dentro de la bolsa española, depende del timing. Es cierto que hay compañías como los bancos que pueden verse beneficiadas, tienen un gran endeudamiento pero también es importante decidir el punto de entrada. Bancos pueden seguir tirando, los grandes e incluso algo más pequeño como Bankinter.

Declaraciones a Radio Intereconomia