Es un índice en el que favorece el sentimiento inversor, los flujos y los indicadores económicos. El Ibex 35 cuenta con todo a su favor para seguir subiendo - aunque con correcciones intermedias, no hay que olvidarlo. Siendo de los mayores índices en rentabilidad por dividendo a nivel mundial ¿cómo aprovecharnos de esta tendencia?
 

El Ibex 35 está de moda. No les hará falta investigar mucho para darlo por hecho viendo la subida que ha experimentado el selectivo desde los 6000 puntos en los que llegó a cotizar a mediados de 2012. Casi ha doblado su valor. En parte gracias a las medidas del BCE y, en parte, a una mayor confianza sobre la economía española. Porque el dibujo ha cambiado. Y mucho. Dice Luis Francisco Ruiz, director de análisis de Estrategias de inversión que lo bueno sería ver “si el optimismo vuelve y viene respaldado por un volumen del lado largo del mercado. Si el volumen que se negocia fuese del lado corto del mercado, sería un signo negativo pero el volumen es creciente en el mercado a corto plazo”. Ahora mismo, dice Ruiz, “tenemos una visión de que el Ibex35 se puede estancar un poco en torno a los máximos de 4T2010 y máximos de 2011”. Al final somos tendenciales y “es complicado saber dónde se frenará el precio pero hay que tener una posición larga de renta variable española”•.

Ibex 35 en gráfico diario con oscilador estocástico y volumen de contratación
Gráfico del Ibex 35


Pues bien, esta lectura viene apoyada en varias referencias que hacen pensar que la renta variable española seguirá siendo el activo del segundo semestre de 2014:

- Los PMIS. El ciclo económico está en expansión. Ya lo vimos en los datos de la semana pasada cuando se conoció que el PMI Manufacturero de España fue el único que mejoró en el mes de mayo. Andrew Harker, economista senior de Markit, destacaba entonces que “uno de los aspectos positivos ha sido que aumentaron los ritmos de compra de las empresas a su nivel más rápido en cuatro años, lo que sugiere que se muestran menos reacias a mantener el nivel de los inventarios en medio de expectativas positivas para el futuro”. El dato fue de un crecimiento de dos décimas, hasta los 52.9 puntos.

PMI Composite
PMI Composite


Por su parte, el PMI manufacturero de Italia ha caído ocho décimas hasta los 53,2 puntos, medio punto más de lo estimado por las firmas de analistas. Retrocesos que también han sufrido el PMI de Alemania, cayendo seis décimas más que el dato preliminar, y Europa con el dato definitivo tres décimas menor al del avance, situándose en los 52,2 puntos.

- Beneficios empresariales. A día de hoy, parece que las compañías han hecho todo el ajuste que tenían que hacer y los números irán en ascenso. Tal y como les hablábamos en “Ibex, reduce su endeudamiento y mejora su beneficio”, la previsión para este año es que el Ibex reduzca su deuda neta en más de 10.000 millones de euros y se sitúe en 161.611 millones de euros, en caso de que se cumplan las previsiones del mercado. Por su parte, tanto el Ebitda o beneficio operativo podría poner fin a las caías y repuntar este año más de un 6%.

Evolución BPA Ibex 35 y estimaciones (2014-2016)
Estimaciones de BPA compañías Ibex 35


Esta estimación de que se reduzca la deuda neta y aumente el beneficio operativo del Ibex ha provocado que el ratio de apalancamiento del Ibex (número de veces que la deuda neta es superior al ebitda) pueda caer desde las 4,78 veces hasta las 4,19 veces. Algo que redundará en una mejora en la retribución al accionista. Porque de todos es sabido que, la política de alta retribución a los accionistas vía dividendo sigue siendo una de las principales características del mercado español. Para este ejercicio, la mejora del beneficio esperada “en el Ibex35 con un pay out constante, permite un incremento de dividendos y mantener una de las más altas rentabilidades por dividendo, dentro de los índices bursátiles mundiales pese a los amplios incrementos en precios”, explica Carlos Rodríguez Contreras, del departamento de análisis de Estrategias de invesión. (Ver: Ibex: mejora la retribución a sus accionistas). Desde un punto de vista del análisis hay que mirar que los dividendos crezcan de un año para otro. “Este año volverán a hacerlo. El Ibex35 tiene casi más de dos veces la rentabilidad por dividendo del S&P500. A día de hoy, uno de los signos positivos es que los beneficios comienzan a ser crecientes. Las principales cifras de negocios y de beneficios son buenas con lo que el Ibex35 mantendrá la tendencia alcista”, explica Ruiz.

Cifra de negocio y beneficios empresas Ibex 35 (Fuente: BME y elaboración propia)
Cifra de negocios y beneficio


Los expertos reconocen que desde un punto de inversor, siempre hay que comprar el índice con dividendos pues es un flujo que reciben los inversores y encontrar un producto que sea capaz de aunar esos dividendos, es una buena alternativa.

- Por último, los flujos de inversión. Según los datos de BME, la bolsa española negoció durante el mes de mayo 72.226 millones de euros, un 50% más que en el mismo mes de 2013. La contratación acumulada hasta mayo alcanza los 341.446 millones de euros, con un crecimiento del 27,4% sobre el mismo período de 2013. El número de negociaciones acumuladas hasta mayo asciende a 28,7 millones, con un crecimiento del 66,4% sobre los cinco primeros meses del pasado año. El número de negociaciones en mayo se ha situado en 5 millones, un 56,7% más que en el mismo mes de 2013.

Y parte de esa negociación, se la llevaron los ETFS sobre el Ibex 35. Según la información de Lyxor, los Lyxor ETF referenciados a índices Ibex 35 “acapararon el 66% del Efectivo negociado en el mercado de ETFs en el año 2013. Los ETFs de estrategia son los que acaparan el mayor número de operaciones bursátiles, por su condición de Producto Cotizado destinado a la operativa de corto plazo”. Es más, cuenta Francisco López Velayos, responsable de formación de productos cotizados en Lyxor que “hay un interés creciente, más si atendemos al patrimonio del ETF vinculado al Ibex 35 con dividendo neto, ha pasado de 100 millones de euros a 900 millones”.

Un fondo cotizado que mezcla características de los fondos de inversión tradicionales: la más relevante es la diversificación pues replicamos la evolución de un índice y por tanto, invertimos una cesta de valores con un único producto. Además, su forma jurídica. Son IIC que pueden tener forma de fondo y de Sicav donde se separa la propiedad – que pertenece al partícipe de la gestión (Lyxor). Además tiene características de las acciones: que cotiza en bolsa en mercado abierto – con lo que hablaríamos de compra y venta – que es posible porque hay un creador de mercado. Además son producto que puede entregar dividendo por lo que también se puede canalizar la inversión o el ahorro en un índice.

Muchos de los ETFs que tiene Lyxor en el mercado español pagan dividendos y, si nos centramos en el Ibex 35, tres de ellos son de estrategia porque replican la evolución de los índices que a su vez simulan una estrategia y otro de ellos, es un índice alcista que replica al índice Ibex y reparte dividendos. Lyxor UCITS Etf Ibex 35 es el índice que replica la evolución del Ibex 35 con dividendos netos. El ETF capitaliza el dividendo neto que entregan las compañías del Ibex 35 y además reparte dividendos dos veces al año, por lo que un inversor que quiere participar de la evolución de las compañías, puede encontrar este ETF como una alternativa interesante.

Luis Francisco Ruiz y Francisco López Velayos en nuestro plató de la bolsa de Madrid


En este entorno, cuenta Velayos, las estrategias que podemos desarrollar con este producto van desde posicionarnos al alza como hacer estrategias más activas con ETFs de estrategias que están vinculados al índice Ibex 35 pero que a su vez desarrollan una estrategia. “Podríamos hacer una combinación de ambos porque si en el fondo pensamos que el mercado tiene fundamento para seguir subiendo, con sus correcciones en el camino, podemos tener un ETF sobre el Ibex 35 con dividendos netos y aparte desarrollar estrategias tácticas”.

Los ETF de estrategia están diseñados para la inversión de corto plazo porque “la naturaleza del índice que replican, así lo permite”. Los ETFs de Estrategia replican la evolución de un índice que, a su vez, desarrolla una estrategia diaria (bajista, apalancada x2 alcista, apalancada x2 bajista).




Pero, si nos parece que se puede quedar corto un apalancamiento de dos veces, el Multi –que emite SG- nos da mayor apalancamiento a través de un producto que funciona exactamente igual que un ETF de estrategia. Velayos recuerda que, por directiva UCITS el máximo de apalancamiento que puede ofrecer este producto son dos veces. Si queremos un producto que nos de un mayor apalancamiento están los multi, x 5 alcista y x5 bajista. Es un producto que seguirá la evolución de un índice que calcula la bolsa sobre las compañías del ibex35 y muy válido para una estrategia de corto plazo en el índice.