Era una subida de tipos que se esperaba. Aquí está siendo muy bien recibida por mucha exposición de algunas compañías al dólar. Llevamos con subidas bastante fuertes, esperamos una corrección leve para que luego las subidas continúen.
 
Ahora estamos en la resistencia en torno a los 9.300 puntos. El siguiente objetivo serían los 9.800 puntos apuntando alto. Veremos si el año que viene superamos los 10.000 puntos e incluso llegar a los 10.500 puntos. Como objetivo pueden ser ahora los 9.500 puntos. Parece que lo peor ha pasado, pero ya sabemos que en bolsa nunca se sabe. Ya vimos como el referéndum no se lo tomó como se pensaba.

Estamos prácticamente en mínimos desde 2015 en euro-dólar. El siguiente objetivo es la paridad. Nosotros recomendamos precaución. En principio puede seguir bajando, está en el soporte y puede seguir bajando. Cuidado con el par.

Grifols me parece que tiene en torno a un 70% de su negocio en Estados Unidos. La apreciación del dólar le viene de perlas. Ya hemos visto como desde la llegada de Trump ha rebajado la agresividad de su discurso. Creo que la operación es para fortalecerse en el mercado norteamericano.

Sobre Mediaset vemos movimientos muy agresivos. Vamos a ver qué coberturas realizan y qué tipos de contratos. Creo que quien más va a salir beneficiado es Vivendi. Es una compañía que ha estado funcionando bastante bien dentro de lo que cabe. Parece que va a seguir teniendo este buen desarrollo.

Sobre valores nos gustan ACS, que fue bien desde la elección de Trump, y por otro lado Sabadell es uno de los bancos que nos gustan dentro del sector bancario, y también Mapfre, que tiene buena pinta.

Declaraciones a Radio Intereconomía