Álvaro Blasco, director de ATL Capital, analiza la situación de los mercados en una sesión en la que arranca el MUS, el organismo de supervisión único bancario y mientras se conoce un nuevo dato de paro en nuestro país. 

¿En qué situación se encuentra España respecto al resto?
“Parece que España, en mucho tiempo, se encuentra en una situación privilegiada. No hay que olvidar que nuestro principal cliente es la eurozona e indudablemente nos vamos a ver afectados y algunas décimas podremos bajar este último trimestre.

El mundo está ahora mismo tan interconexionado que todo lo que le pasa a cualquier vecino influye en nuestra economía. Las cosas todavía están complicadas…”.

¿Qué podemos esperar de la reunión del BCE esta semana?
“Nos preocupa un poco la lentitud respecto a las compras de ABS que está llevando a cabo el BCE. No sé si estamos intentando ser demasiado puristas y no entendemos que esa inyección de dinero esté yendo tan lenta.

Hay dudas muy importantes. El acelerar el ritmo de estas compras de ABS creemos que es fundamental para que el mercado pueda sentir el apoyo real del BCE”.

¿Y respecto a la reunión?
“Estaremos pendientes. Algunos somos de la teoría que lo que han hecho los mercados en octubre ha sido comunicarle al BCE que esperan algo más y las correcciones pueden ser mucho mayores.

El BCE no ha negado tampoco que no pueda ir un paso más allá, pero, como digo, lo primero sería acelerar las compras de ABS”.

¿En quién se apoya ahora mismo el mercado español para tirar al alza?
“Se está apoyando en resultados evidentemente porque las empresas tienen que demostrar que, dentro de esta atonía, su dividendo crece, con menos dudas al respecto… ahora bien, pensábamos que los resultados iban a ser el motor de la renta variable y vemos que los bancos centrales siguen teniendo en su mano la marcha de los mercados financieros.”

¿Alguna recomendación?
“Ahora, en un momento en el que tenemos dudas, es el momento de pensar en el medio y largo plazo. Tenemos ahora la oportunidad. Aprovechar caídas del 7% ó 10% es una buena oportunidad, pensando en ese plazo”.

¿Tiene alguna recomendación, porque por ejemplo el Banco Santander retrocede un 11% desde máximos de septiembre?
“Creemos que el mercado puede perfectamente romper niveles que nos lleven al 11.000. Habrá que pensar en tener algún valor del sector financiero. Santander es una gran elección, pese a que tenemos cierta preferencia respecto a BBVA”.