Pilar Bravo, directora comercial de Gesconsult, analiza la actualidad de los fondos de inversión. 

¿Se ha visto obligados a realizar cambios en cartera en vista de lo que está sucediendo en los mercados de renta fija?
“Es un fondo muy flexible (Gesconsult RF Flexible) y de lo que se trata es de que el fondo proteja de las caídas, a la vez que construya una cartera con un enfoque patrimonialista. Básicamente, hemos tomado tres acciones: por la parte de renta fija, hemos cubierto la duración, pasando la duración de la cartera de 3,5 años a la mitad porque los bonos de más largo plazo son los más sensibles a los movimientos de tipos que está habiendo; hemos comprado bonos flotantes que sufren menos; y respecto a la parte de dólar, hemos cubierto parte de la posición porque queremos evitar las fluctuaciones de la divisa y hemos cubierto un 75% de la cartera.

El fondo tiene la posibilidad de tener hasta un 30% en renta variable, aunque en este momento estamos expuestos con un 21% y ahí también hemos cubierto para que el inversor no esté tan expuesto a la volatilidad con una cobertura del 10%.”

¿Afectará la volatilidad de los bonos públicos en la renta fija de las empresas? ¿Qué oportunidades ven?
“Es cierto que los bonos corporativos también han sufrido caídas porque sus diferenciales de crédito han aguantado. Van a seguir sufriendo.

Respecto a las oportunidades en RF claramente vemos dos áreas: los bonos flotantes en dólares de compañías nos parecen una opción muy interesante porque permitirán al inversor beneficiarse de las subidas y suelen ser una calidad crediticia muy buena. Y, por otro lado, destacamos los bonos ligados a la inflación europea. Pensamos que la inflación subirá conforme haya recuperación económica y la CE espera un IPC del 1,5% para 2016. Queremos diversificar la cartera y nos estamos posicionando en el medio plazo para esas subidas de tipos”.

¿Les preocupa la corrección a la que estamos asistiendo en Renta Variable?
“Las correcciones han sido importantes y el mercado está a la espera de ver cómo van las negociaciones de Grecia y sus acreedores. Nosotros estamos neutrales, hemos incrementado la liquidez de los fondos en un 12% tanto en los puros de RV como en los mixtos porque estamos a la espera de las soluciones. Un acuerdo, aunque temporal, será bien recibido”.

Un 65% del Gesconsult RV está invertido fuera del Ibex 35. ¿Cómo se están comportando los pequeños valores?
“Ha habido pequeñas compañías con caídas importantes como Ence, Vidrala, Europac, Corporación Financiera Alba que han caído más que los grandes del Ibex. Pensamos que no hay que dejarse llevar por momentos de pánico y las oportunidades que nos da el mercado hay que aprovecharlas. Nos parecen buenas oportunidades. A futuro seguiremos viendo revisiones al alza de los beneficios de estas compañías”.

BME está en su cartera. ¿Les preocupa su salida del Ibex 35?
“En principio puede parecer algo negativo, pero los fundamentales de la compañía no han cambiado. A nosotros es una empresa que nos gusta mucho, con una posición neta de caja, muy sólida, los volúmenes de negociación se están incrementando y que, además, tiene un dividendo del 5%”.

Gesconsult se ha embarcado en el universo de los planes de pensiones. ¿Qué productos ofrecen?
“Acabamos de lanzar dos planes de pensiones que van a replicar la estrategia de nuestros fondos mixtos. Uno de ellos es el Gesconsult Ahorro Pensiones, un fondo con un perfil muy defensivo y conservador, que va a tomar como referencia nuestro fondo mixto defensivo. Y, por otro lado, el Gesconsult Equilibrado Pensiones, mixto de renta variable, que replica el fondo Gesconsult León Valores”.