La CNMV había interrumpido los primeros 20 minutos la cotización de la compañía después de que presentara unos resultados muy por debajo de las expectativas del mercado al cierre de la sesión de este lunes. Las órdenes venta triplican las de compra en estos momentos. 
 
Indra había sido inhibida de cotización (a falta de que la Comisión Nacional del Mercado de Valores emita un comunicado de 'suspensión') ante la necesidad de cuadrar las órdenes de compra con las de venta, en los primeros compases de la sesión, hasta tres veces superiores. Finalmente, los títulos de la compañía han vuelto a cotizar con un desplome del 9%, que ha llegado al 10%, y que le llevan a jugarse la zona de los 9.30 euros por título. 

Indra acumula una revalorización del 29% en el año. Cotizaba, hasta el momento de su inhibición en 10,45 euros por título. 


La compañía
, que presentó sus resultados al cierre de la sesión de este lunes, registró unas pérdidas netas de 20 millones de euros en el primer trimestre de 2015, frente al beneficio de 31 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior, por la estacionalidad de procesos electorales y los resultados negativos en Brasil.

"Los resultados han incumplido ampliamente tanto nuestras previsiones como las del consenso en las principales magnitudes", reconocen los expertos de Renta 4. "El elevado incumplimiento se debe a la estacionalidad del negocio de los procesos electorales (AMEA y LatAm) y al reconocimiento de pérdidas por sobrecostes de proyectos en Brasil y Lituania"

Uno de los aspectos más destacables de estos resultados ha sido el anuncio de suspensión del dividendo con cargo a reservas. La firma distribuyó el pasado año un dividendo ordinario de 0,34 euros brutos por acción correspondiente al resultado del ejercicio de 2013.

Indra ha indicado que el próximo 8 de julio celebrará un 'Investor Day' para comunicar sus líneas estratégicas, los planes operativos y las indicaciones financieras a medio plazo.


Cuentas
La compañía ha indicado que las pérdidas netas antes de costes no recurrentes en este periodo fueron de 16 millones de euros, frente a un resultado positivo de 36 millones de euros del primer trimestre de 2014.

Estas cifras negativas contrastan con los 31 millones de beneficio que la compañía obtuvo en el mismo periodo el ejercicio anterior.

La firma justifica estos malos datos debido a dos aspectos fundamentales: "la estacionalidad de los procesos electorales" y "los resultados negativos en Brasil".

Las ventas de la compañía alcanzaron al cierre del trimestre los 702 millones de euros, un 5% menos con respecto al ejercicio anterior. Destaca el comportamiento positivo de las ventas de las secciones de Transporte y Tráfico, Seguridad y Defensa, y Administraciones Públicas.

Por regiones, las ventas en España se recuperaron con un crecimiento del 5%, hasta los 298 millones de euros. Sin embargo, en Latinoamérica descendieron un 1% en moneda local (1% más en términos reportados), hasta los 197 millones de euros, y en Asia, Oriente Medio y África se redujeron un 46% en moneda local (43% menos en términos reportados), hasta los 58 millones de euros. Europa y Norteamérica se mantuvieron estables en los 150 millones de euros

Además, la cartera de pedidos avanzó entre enero y marzo un 1%, hasta sumar un total de 3.726 millones de euros.

En cuanto a la deuda neta, se situó en los 741 millones de euros, frente a los 663 millones al cierre del ejercicio 2014.