El mercado americano despierta la sesión con caídas. Los inversores estadounidenses no han conseguido aplacar los nervios ante la reunión de la Reserva Federal – y la decisión que tome respecto a los tipos de interés- y llevan al Dow Jones a abrir con un recorte del 0,86% que le lleva a los 7.326 puntos. Una reunión que pondrá el acento a una sesión en la que se ha conocido que el IPC registró en febrero el mayor aumento en siete meses- al subir el 0,4%- y que en el plano empresarial sigue muy pendiente de la evolución de AIG e IBM.
Los inversores americanos se toman su ‘particular sesión de relax’ y llevan a los indicadores de Wall Street a abrir con recortes. Una penalización que presenta al Dow Jones con caídas del 0,86% hasta los 7.326 puntos. El tecnológico Nasdaq cede un 0,70% y marca los 1.452 puntos en su primer movimiento en tanto que el SP-500 abre en los 771,36 puntos tras una caída del 0,87%. Una tendencia que se produce después de conocer que el IPC registró en febrero el mayor aumento en siete meses, al avanzar un 0,4% empujado por una fuerte subida en los precios de la energía y de la ropa. Una cifra que se coloca por encima de las previsiones de los analistas. Pocos minutos antes de la apertura, los inversores también han conocido que las solicitudes de préstamos hipotecarios presentadas en Estados Unidos durante la última semana se incrementaron un 31,2%, gracias al repunte de las refinanciaciones y un descenso en la tasa de interés.



Datos que habrá tenido en cuenta la Reserva Federal a la hora de dictar su sentencia sobre los tipos de interés. El mercado descuenta que el mandatario de la FED, Ben Bernanke dejará en el 0,25% actual el precio del dinero en medio de las señales de que la economía sigue contrayéndose fuertemente. En el último año, la FED ha recortado la tasa a cero, además de inyectar 1 billón de dólares en los mercados de créditos, en un intento por romper el círculo vicioso descendente en que se haya la economía.

Una tendencia en la que AIG tiene mucho que decir. La aseguradora suma un 6,25% y marca los 0,96 dólares el día en que su responsable compadece hoy ante el congreso. Sobre la compañía giran varias informaciones. De una parte, el Tesoro de EEUU propuso ayer gravar casi la totalidad de los 165 millones de dólares en bonificaciones pagadas a empleados. De otro las pretensiones de la casa blanca de encontrar los responsables por los pagos. El senador demócrata del estado de Nueva York, Charles Summer ha indicado que tratará “de hacer todo lo que esté a nuestro alcance para prevenir que se hagan los pagos y para recuperar el dinero que ya ha sido desembolsado".

Citigroup encuentra un hueco en el objetivo de los inversores después de conocerse que su principal economista dejará la entidad para asumir un cargo en el departamento del tesoro de EEUU. La entidad suma un 0,80%, en contra de la tendencia del sector. Goldman Sachs se deja un 1,60% en los primeros minutos de negociación, Jp Morgan cede un 2,75% y cotiza en los 18,88 dólares.

Sector tecnológico en titulares

Unos que van…y otros que vienen. Esta mañana las miradas apuntan a IBM. El sector tecnológico celebra la posibilidad de que la compañía se fusione con Sun Microsystems. Una unión que podría incrementar el peso de IBM en los mercados de telecomunicaciones, finanzas e Internet. Si las empresas alcanzan dicho acuerdo, algo que podría ocurrir esta semana, IBM pagaría al menos 6.500 millones de dólares en efectivo, según informa la prensa esta mañana. La tecnológica resta un 3,23% a su cotización en tanto que Sun recobra la tendencia alcista y, al ritmo del 67%, alcanza los 4,97 dólares por título.  Google podría vérselas con la Comisión Federal de Comercio de EEUU en una investigación sobre las protecciones de privacidad en sus servicios de software. El buscador cede un 0,24%  mientras que Apple atrae las miradas al anunciar que dará a los programadores un amplio rango de nuevas herramientas para el iPhone y reveló prestaciones para el teléfono que, en opinión de los usuarios, han tardado demasiado. La compañía de la mazana logra comenzar a cotizar con una revalorización del 0,7% en los primeros minutos de negociación.

Por su parte, Coca Cola también es noticia antes de la apertura de Wall Street. El fabricante de la famosa bebida de cola no adquirirá la china Huiyuan Juice Group, debido a la negativa del gobierno de Pekín. Ésta podría haber sido la mayor compra de una empresa extranjera en China, con un desembolso de 2.400 millones de dólares. La compañía suma un ligero 0,27%. Oracle y Nike retroceden un 0,8% y 0,35% respectivamente el día en que pondrán el broche de cierre a la sesión con la publicación de sus resultados.

Después de que el mercado americano haya abierto sus puertas las plazas del viejo continente, Europa intenta darse la vuelta. El Ibex 35 recupera los 7.648 puntos, el Eurostoxx50 cotiza plano en los 2.011 puntos en tanto que CAC-40 y FT-100 mantienen recortes del 0,66% hasta los 2.748 puntos y caídas del 1,38% respectivamente.