Indefinición un día más en la renta variable española donde finalmente el Ibex 35 terminó la sesión vestido de rojo, perdió un 0,48% hasta los 11.717 puntos. Como telón de fondo, las palabras del presidente del Banco Central Europeo, Jean Claude Trichet que tras confirmar lo que el mercado preveía –el mantenimiento de los tipos de interés en el 4,25%- reiteró su preocupación por la inflación al explicar que la autoridad monetaria “hará lo que considere necesario para lograr la estabilidad de precios”. Alejó la posibilidad de una nueva subida del precio del dinero en septiembre al manifestar que la actual política contribuirá a alcanzar el objetivo de estabilidad de precios en el medio plazo. Así las cosas, los pesos pesados del selectivo tuvieron un comportamiento dispar –Iberdrola y Repsol YPF terminaron en positivo-, al igual que el resto de plazas europeas. Además el petróleo recuperó posiciones y cotizó en el entorno de los 118 dólares. En el mercado de divisas, el euro cerró a la baja y se cambió por 1,54 dólares.
Las palabras de Jean Claude Trichet fueron la principal referencia de esta jornada huérfana de datos macroeconómicos. La indefinición sobrevoló sobre la renta variable española que finalmente terminó la sesión en negativo, el Ibex 35 recortó un 0,48% hasta los 11.717 puntos desde los que arrancará mañana. El BCE mantuvo los tipos de interés en el 4,25% tal y como esperaba el mercado y además su mandatario alejó la posibilidad de que acometa una subida del precio del dinero en su próxima reunión de septiembre al explicar que la actual política monetaria de la institución contribuirá a alcanzar el objetivo de estabilidad de precios en el medio plazo. Aún así el mandatario recordó que la entidad hará "lo que considere necesario para lograr la estabilidad de precios”, por lo que tampoco cerró del todo la puerta de la subida del precio del dinero. Así las cosas, las perspectivas que se publican sobre la economía española nublan todavía el horizonte, la economía española crecerá un 1,7% este año, con una inflación del 4,7%, mientras que en 2009 el PIB aumentará menos de la mitad, un 0,8%, y la tasa de IPC bajará hasta el 3,7%, según las últimas estimaciones de Morgan Stanley recogidas en un informe sobre el mercado monetario. Según la Asociación Hipotecaria Española, nuestro país es uno de los países más afectados por las restricciones de liquidez derivadas de la desconfianza de los mercados financieros tras la crisis de las hipotecas 'subprime' desatada en Estados Unidos hace un año y por si fuera poco, la tasa de paro, actualmente situada en el 10,4%, repuntará cuatro puntos en el cuarto trimestre de 2008, hasta el 12,5%. En el conjunto del año se destruirán 300.000 empleos netos, según el 'Avance del Mercado Laboral' de agosto que elaboran conjuntamente Analistas Financieros Internacionales (AFI) y la Asociación de Grandes Empresas de Trabajo Temporal (Agett). Y más leña al fuego, porque la Asociación Española de Banca (AEB) considera que la normalización de la crisis financiera se está retrasando "cada vez más", lo que perjudica al entorno económico internacional, cuyo empeoramiento podría alargarse hasta "bien entrado el próximo año". Mientras las tormentas continúan en el horizonte, hoy la renta variable vivió una sesión de indefinición para terminar en el terreno de los recortes. El selectivo cedió un 0,48% hasta los 11.717 puntos. Con el petróleo recuperando algunas posiciones –cotizó hoy en el entorno de los 118 dólares el barril de tipo Brent- Iberia se convirtió en el valor más penalizado de la sesión, sus títulos se dejaron un 3,77%. Por detrás de la aerolínea se situó BME que recortó un 2,78% y el bronce de las pérdidas fue para uno de los grandes, Telefónica cedió un 1,84%. Comportamiento dispar entre el resto de los pesos pesados del selectivo, y es que sólo Repsol YPF e Iberdrola se vistieron de verde al repuntar un 0,05% y un 1,19% respectivamente. Los dos grandes bancos sucumbieron también al rojo, Santander fue el cuarto peor valor de la sesión al recortar un 1,79% y BBVA retrocedió un 0,93% en el día en el que se conoció que su división de seguros, alcanzó en el primer semestre de 2008 un beneficio atribuido de 132,9 millones de euros, un 19% más que en el mismo periodo del año anterior. Este incremento se sustenta en la significativa mejora registrada en todos los márgenes recurrentes, que crecen en torno al 15%, comportamiento dispar también entre la banca mediana, Sabadell terminó plano en los 5,35 euros, Bankinter cedió un 0,15%, Banesto recuperó un 0,10% y Popular perdió un 0,27%. Aún así, la Confederación Española de Cajas de Ahorro (CECA) asegura que los bancos y cajas españoles están "mucho mejor preparados" ahora para afrontar las consecuencias del deterioro económico internacional actual que en anteriores coyunturas "difíciles". La buena cara de la jornada, la mejor, fue para Acciona cuyos títulos recuperaron hoy un 5,55% a pesar de que Goldman Sachs rebajara su precio indicativo de 225 euros a 200, por la menor valoración de sus negocios de construcción, entre otros. Sin embargo, señaló que la acción descuenta en exceso el flujo de noticias negativas sobre los negocios de construcción y servicios, la desaceleración del de renovables y los temores sobre la relación con Enel en Endesa por lo que mantiene su nota de comprar. También lo hizo bien Ferrovial que recuperó un 4,51% tras anunciar ayer que el gestor aeroportuario británico BAA, propiedad del grupo español logró el respaldo de los "bonistas" al programa de migración de sus bonos, requisito imprescindible del plan de refinanciación de la deuda de la compañía. Así mismo Endesa recuperó posiciones, repuntó un 3,41% después de que Cheuvreux mejorara su recomendación de inferior al mercado a superior al mercado, reiterando su precio objetivo de 35,4 euros. En una nota a clientes, el broker francés destaca que su precio objetivo de 35,4 euros implica un potencial de revalorización del 28%. En el sector energético, Gas Natural recuperó un 1,13% después de que Deutsche Bank elevara su recomendación a comprar, aunque bajó el precio objetivo de 43,4 a 38,2 euros. Enagás recortó un 0,43%, REC cedió un ligero 0,03% y Unión Fenosa ganó un 0,35%.