La volatilidad llega de nuevo al Ibex 35 en forma de nerviosismo e indefinición. La proximidad de la triple hora bruja - vencimiento de opciones, futuros y derivados- trae, según los expertos, momentos de inestabilidad en los mercados de renta variable. El Ibex 35 cotiza en los 15.265 puntos y, gracias a la revalorización de Telefónica y Repsol, se mantiene en terreno neutral. Una tendencia que no se contagia del 40% de subida que ha tenido Vértice 360 en su estreno en el parqué, por la que ha alcanzado hasta 3 euros frente a los 2,07 euros fijados por la Sociedad de Bolsas.
La triple hora bruja es lo que, en opinión de los expertos, está dando una mayor volatilidad y nerviosismo a los mercados. Y parece que aciertan cuando se ve a los índices europeos descender a terreno negativo en la media sesión. El Ibex 35 apenas se deja un 0,1% pero ha perdido los 15.300 puntos. Una tendencia que acusan el DAX , con un recorte del 0,62%, el 0,42% de caída del Eurostoxx 50 y del 0,18% que vive el FTSE-100.