La entidad francesa Société Générale ha adelantado que sus resultados del cuarto trimestre del pasado serán "ligeramente positivos" pese contabilizar con depreciaciones y provisiones por hasta 1.400 millones de euros. El banco también señalado que se encuentra en una posición faborable para comenzar 2010 con confianza.