La aerolínea británica especializada en primera clase Silverjet despedirá a toda su plantilla y venderá sus activos para hacer frente a sus deudas después de que haya fracasado el plan de rescate previamente anunciado, anunció hoy Begbies Traynor, que ha administrado la compañía desde el pasado 30 de mayo. El administrador había anunciado el pasado 11 de junio un acuerdo de venta a Kingplace, con sede en Irlanda y gestionada por la firma suiza Heritage Cie. El director de Kingplace, Ian Ilsley, señaló entonces que la firma esperaba hacerse cargo de la plantilla de la compañía y que Silverjet volviera a volar "en cuestión de semanas", después de haber interrumpido todas sus operaciones el 30 de mayo. Se esperaba que la operación de compra y reflote de la compañía, que dependía de la aprobación del regulador de la aviación, se completara hoy. Sin embargo, Begbies Traynor anunció que, debido a "inusuales y complejas" negociaciones con terceras partes, Kingplace "ya no se encuentra en posición de comprar" Silverjet.