Los contratos a futuro sobre el petróleo ascendían a máximos histórico el viernes en Londres a medida que los inversionistas compraban futuros para cubrir posiciones en descubierto en una apuesta a que los precios bajarán. Los precios también eran impulsados por el fuerte soporte técnico. "Creo que (hoy) subiremos de manera muy abrupta (...) dado que hay muchos especuladores que tienen posiciones en descubierto", dijo Pierre Andurand, socio ejecutivo y titular de inversiones de BlueGold Capital Management en Londres.
A las 1105 GMT, el contrato para entrega en agosto en la New York Mercantile Exchange se negociaba con un alza de US$3,63 a US$145,28 el barril, tras haber alcanzado previamente un máximo récord de US$145,98 el barril. El contrato sobre el crudo Brent para entrega en agosto subía US$3,77 a US$145,80 por barril. Los futuros del gasóleo para entrega en agosto en la ICE subían US$55,75 a US$1.329,50 la tonelada métrica, mientras que los futuros de la gasolina a agosto en la Nymex avanzaban 643 puntos a 357,52 centavos el galón.