Lufthansa ha emitido, por segunda vez este año, bonos por valor de 750 millones de euros, con el objetivo de adquirir liquidez adicional para financiar diversas medidas corporativas, informó hoy la aerolínea en un comunicado. "El tamaño de la operación y de la negociación reflejan la confianza depositada en Lufthansa como prestatario", destacó la compañía aérea. Las entidades encargadas de la emisión de deuda, que tiene un plazo de vencimiento de siete años, han sido HSBC, Morgan Stanley, UBS y UniCredit.