Las aerolíneas de bajo coste transportaron 10,8 millones de pasajeros hacia España durante los cinco primeros meses del año, lo que supone un crecimiento interanual del 23,8%, frente al descenso del 5% registrado por la compañías tradicionales, según datos difundidos hoy por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio. Las 'low cost' cubrieron el 47,9% del total de vuelos internacionales hacia España de enero a mayo de 2008. Los aeropuertos que más destino concentraron fueron Palma, Barcelona, Málaga y Alicante. En mayo, un total de 2,86 millones de pasajeros volaron a España en aerolíneas de bajo coste, un 16,3% más respecto al mismo mes del año anterior. Las llegadas de pasajeros en 'low cost' representaron en ese mes un 49,6% del total, mientras que el 50,4% correspondió a las tradicionales. Las entradas de pasajeros en líneas tradicionales también bajaron en mayo, un 1,5% con relación al mismo mes de 2007.