Las aerolíneas intentan esquivar las turbulencias de los mercados. Los altos precios del crudo y la decisión sobre los tipos de interés van a contracorriente de los buenos resultados presentados por las compañías. Todo el sector se mueve con altibajos y tienen su máxima representación en Vueling e Iberia.
Vueling se desplomó hoy en bolsa, tras cerrar la jornada con un recorte del 8,49%, hasta los 30,95 euros por acción, después de que se haya concretado la salida de su capital de la empresa de capital riesgo Apax Partners, que previsiblemente lanzará una oferta por Iberia en competencia directa con el consorcio formado por Texas Pacific Group y British Airways, según los analistas consultados por Europa Press. Los títulos de la aerolínea española oscilaron entre los 31,75 euros del precio más alto y los 29,02 euros de mínimo, tras negociar en el mercado un total de 18,7 millones de títulos, más de doce veces su media del último trimestre, por valor de 57,36 millones de euros. De esta forma, Vueling se situó de forma inusitada entre los 20 valores más negociados de todo el mercado español. Dicha colocación, que era esperada por el mercado, se realiza entre inversores cualificados después de que el pasado 29 de mayo expirara el compromiso de Apax en Vueling. Se especula que su interés por participar en alguna oferta por Iberia podría estar detrás de esta venta. La compañía no acaba de convender a Miguel Ángel Cicuéndez, Asesor financiero de Inversis Banco porque "está en mínimos históricos y, siguiendo la ecuación rentabilidad-riesgo hay poco que ganar". Por su parte, Eduardo Bolinches, Analista de Bolsacash ve un "soporte importante en los 30,72 euros" y para mantenerlo sería necesario cerrar por encima de esos niveles "sino saldría para volver a entrar en los 28,21 euros".