El Ibex cierra una nueva jornada al alza y lo hace en una sesión de sentimiento vendedor en el resto de plazas bursátiles europeas y en Wall Street, donde de nuevo las financieras, se convierten en catalizadores de los descensos. Aquí en nuestro mercado, el selectivo del continuo despide la semana con un repunte del 0,41% hasta los 15.824 puntos presionado al alza por Telefónica que, a la cabeza de la tabla, vuelve a mostrar todo su potencial de revalorización. La operadora presidida por César Alierta cerró la sesión con una subida cercana al 2%. Avances de la renta variable española con un petróleo que, cotizó por encima de los 91 dólares y con un euro que supera por primera vez en la historia la cota de los 1,45 dólares.
De nuevo, el selectivo español lleva la contraria al resto de plazas bursátiles europeas e incluso aguanta el envite de la apertura a la baja de Wall Street para cerrar la semana con una subida del 0,41% hasta los 15.824 puntos. Avances del Ibex 35 sustentado en la fortaleza de un valor, Telefónica, que sumó al cierre un 1,89% favorecido por un informe positivo de ING que elevó su precio objetivo de 18 a 24 euros y mantuvo la recomendación de mantener sobre la operadora española. Además, la compañía presidida por César Alierta anunció el pago de un dividendo el próximo 14 de noviembre. A la estela de Telefónica se colocaron las acciones de Sacyr Vallehermoso (1.22%) mientras que ENAGAS repuntó un 0,93% y Endesa un 0,75%. Gráfico intradiario Ibex 35