La cadena de televisión ITV anunció hoy que recortará 600 empleos e informó de que registró unas pérdidas netas de 2.556 millones de libras (unos 2.888 millones de euros) en 2008 por las difíciles condiciones del mercado de la publicidad. En un comunicado, ITV señaló que llevará adelante un programa de reducción de costes y que espera ahorrar 155 millones de libras (unos 175 millones de euros) este año para pasar a 175 millones de libras (unos 197 millones de euros) en 2010 y 245 millones de libras (unos 276 millones de euros) en 2011. Las pérdidas netas atribuidas registradas en 2008 contrastan con el beneficio neto del año anterior de 137 millones de libras (unos 154 millones de euros), precisó ITV. Las pérdidas brutas alcanzaron el año pasado 2.732 millones de libras (unos 3.087 millones de euros) frente a los 188 millones de libras (unos 212 millones de euros) de beneficio en 2007.