Habitat Inmobiliaria presenta como iniciativa el alquiler con opción a compra, que la promotora aplica a escala nacional y en más de 1.400 viviendas, según un comunicado de la promotora. Con este sistema, el cliente puede disfrutar de su casa entrando a vivir en ella desde el primer día y empezándola a pagar en el momento que decida durante los próximos cinco años. De esta forma, se abona un alquiler mensual que, dependiendo del momento de la compra, se descontará del precio final de la vivienda y, si finalmente no se adquiere la casa, no hay compromiso alguno, puesto que sólo se habrá abonado el alquiler por una vivienda nueva. El objetivo de Habitat es satisfacer la demanda retenida que quiere comprar una casa, pero que no lo hace porque no dispone de suficiente financiación, aún no ha podido vender la vivienda actual o espera una bajada de los precios.