General Motors (GM) dijo hoy que tiene la intención de volver a cotizar en bolsa tan pronto como cumpla con los requisitos necesarios tras la venta de sus activos a la "nueva GM". El fabricante estadounidense de automóviles se declaró el lunes en quiebra al no llegar a un acuerdo con sus acreedores sobre la reestructuración de su deuda. General Motors y el Departamento del Tesoro de Estados Unidos quieren que el juez apruebe la venta de los activos rentables a la "nueva GM", mientras que los deficitarios serán liquidados.