General Electric ha obtenido unos ingresos de más de 1.700 millones de dólares (1.132 millones de euros) gracias a los 400 proyectos en infrestructuras que se ha adjudicado en la ciudad de Pekín y alrededores, y que, según anunció en un comunicado generarán hasta 700 millones de dólares (466 millones de euros) más. La multinacional estadounidense está gestionando proyectos en 37 sedes oficiales de Pekín y en 168 edificios comerciales de la capital china y sus alrededores.