Finnair registró unas pérdidas de 26 millones de euros durante el primer trimestre del año, lo que supone una reducción del 45,8% frente a los 48 millones de euros de 'números rojos' que sufrió en el mismo periodo de 2009, aunque adelantó que los resultados del segundo trimestre serán "claramente peores".

Según anunció hoy la compañía en un comunicado, sus ingresos disminuyeron un 6,6%, hasta los 481,5 millones de euros, aunque el consejero delegado de la aerolínea, Mika Vehviläinen, destacó que este indicador "aumentó en marzo por primera vez desde el inicio de la crisis económica", gracias a los "signos de recuperación en mercados fuera de Finlandia, y particularmente en Asia".