Enel y Acciona estudian actualmente la posibilidad de presentar un recurso de alzada ante el Ministerio de Industria contra las condiciones impuestas por la Comisión Nacional de la Energía (CNE) para autorizar la opa sobre Endesa, al considerar que "pueden existir razones" jurídicas que lo justifican. Según el folleto explicativo de la oferta hecho público hoy, Enel y Acciona han llegado a esta conclusión una vez analizados los detalles legales de la autorización de la CNE, las exigencias derivadas del derecho comunitario y nacional y los precedentes que existen en esta materia para otros supuestos similares.
Ambas compañías subrayan que la interposición del recurso no afectará al desarrollo de la oferta, ya que están dispuestas a cumplir las condiciones establecidas aunque no se modifiquen. No obstante, la eléctrica italiana y la constructora de la familia Entrecanales puntualizan que todavía no han tomado la decisión de interponer el recurso. El plazo para presentar el recurso es de un mes desde el día siguiente a la recepción de la notificación oficial de la CNE. El año pasado, al resolver el recurso de alzada presentado por E.ON, Industria eliminó algunas de las condiciones que el regulador energético había impuesto al grupo alemán para autorizar su opa, entre ellas la obligación de vender activos. El pasado 4 julio el regulador energético autorizó la opa de Enel y Acciona condicionada al cumplimiento de varios requisitos, entre ellos la obligación de mantener el domicilio social de Endesa y sus centros de decisión en España y crear una unidad orgánica dentro de la eléctrica española para gestionar sus activos nucleares. Además, la CNE se reservó la posibilidad de revocar cualquier decisión que afecte negativamente al interés general de España y obligó a que las dos empresas asuman todas las inversiones comprometidas por Endesa en actividades reguladas (transporte y distribución de gas y electricidad) y en activos consideradas estratégicos.