El Consejo de Administración de Endesa, en su reunión del pasado 20 de diciembre, acordó distribuir mañana, 3 de enero, un dividendo a cuenta de los resultados de 2007 de 0,5 euros brutos por acción. Este dividendo reportará a Acciona y Enel unos ingresos brutos de 487,3 millones de euros, 132,4 la primera y 354,9 millones la segunda. En consecuencia, los ingresos netos por el dividendo de Acciona se reducirán hasta los 108,5 millones y los de Enel, hasta los 291 millones. Para hacer frente a este pago, Endesa tendrá que hacer un desembolso de 529,3 millones de euros repartidos entre sus 1.058 millones de títulos.