Manchester Airports Group (MAG), el segundo mayor gestor aeroportuario del Reino Unido, intentará comprar alguno de los aeródromos de BAA, filial del grupo español Ferrovial, en el caso de que el regulador de la competencia le obligue a vender alguno de sus activos. "Estaríamos interesados en cualquiera de los activos que surgieran, aunque siempre con la premisa de que mejoren la actuación del grupo y de que se ofrezcan a un precio razonable", afirma el consejero delegado de MAG en unas declaraciones a una radio de Manchester y que recoge hoy el diario The Daily Telegraph. La Comisión de Competencia (CC) del Reino Unido investiga si la situación de monopolio que tiene BAA en la gestión del tráfico aéreo del país perjudica el servicio prestado, por lo que podría obligarle en el futuro a vender alguno de los aeropuertos.