El Banco de Japón ha mejorado por segunda vez su visión de la economía nipona al término de una reunión de dos días y ha decidido mantener los tipos en el 0,1%. El Banco de Japón mejoró sus valoraciones sobre la economía por segundo mes consecutivo animado por los signos de que lo peor de la crisis podría haber pasado.
El BOJ ha asegurado que la economía japonesa muestra señales de mejora, como en la producción industrial, las exportaciones y la inversión pública, y por ello espera que comience a recuperarse en el año fiscal 2010, que arrancará en abril de ese mismo año.

La institución monetaria ha recordado que las condiciones financieras continúan siendo difíciles y ha señalado que la demanda interna ha seguido cayendo y se ha visto acompañada de un aumento del desempleo.

El BOJ mejoró en mayo la evaluación económica por primera vez desde julio del 2006, año en el que decidió poner fin a su política de tipos de interés cercanos a cero.

Previsiones

En los próximos meses, la economía japonesa posiblemente muestre evidencias más claras de estabilización, dijo el BOJ.

Japón se ha visto afectado por la peor recesión desde la Segunda Guerra Mundial, pero las exportaciones y la producción han mostrado señales de recuperación, lo que se suma a la esperanza de que la desaceleración mundial podría estar cerca de tocar fondo.

Pero los analistas creen que una recuperación en la segunda mayor economía del mundo poría ser frágil debido a que muchas compañías han recortado empleos en medio de una débil demanda interna.

Confianza en el dólar

El ministro de Finanzas y Economía japonés, Kaoru Yosano, expresó su confianza en el dólar el martes, lo que da nuevas pistas de que Tokio no tiene previsto vender los títulos del tesoro estadounidense de los que dispone en sus reservas de divisas.

"Mi consideración sobre la economía estadounidense o la divisa estándar mundial, el dólar, o mi firme confianza en ellos no se ha modificado en absoluto", dijo Yosano a periodistas en una conferencia de prensa.