Daimler Trucks, división del grupo Daimler dedicada a la producción de vehículos industriales, registró un beneficio antes de impuestos de 1.607 millones de euros, lo que representa una reducción del 24% en comparación con los 2.121 millones de euros contabilizados en 2007, informó hoy la compañía. El máximo responsable de la filial de Daimler, Andreas Renchsler, explicó que la facturación, los beneficios y las ventas de la compañía se mantuvieron en niveles récord durante los nueve primeros meses de 2008, hasta que en el último trimestre acusaron los efectos de la crisis internacional. La compañía alemana obtuvo una facturación de 28.572 millones de euros durante el pasado año, lo que supone mantener los niveles del ejercicio anterior, mientras que las ventas de la empresa se situaron en 472.074 unidades, un 1% más.