Bouygues ha obtenido un beneficio operativo de primer semestre mejor de lo previsto, gracias en parte a los mayores beneficios de su división de telecomunicaciones, y ha mejorado ligeramente su previsión de ventas para el conjunto de 2007. El beneficio operativo ha ascendido un 22 por ciento hasta 1.055 millones en el primer semestre respecto a los 862 millones anteriores, mientras que el beneficio neto ha sido de 655 millones, un 16 por ciento superior a los 565 millones previos.