El fabricante estadounidense de equipos electrónicos e informáticos Apple concluyó el segundo trimestre de su ejercicio fiscal con un beneficio neto de 3.074 millones de dólares (2.289 millones de euros), lo que supone un incremento del 89,7% respecto al mismo periodo del ejercicio precedente, impulsada por el aumento de las ventas del teléfono móvil iPhone y del ordenador Macintosh, informó la empresa.

De este modo, la cifra de negocio de la multinacional de la manzana alcanzó los 13.499 millones de dólares (10.052 millones de euros), un 48,6% más.En concreto, Apple vendió 2,94 millones de Macintosh, un 33% más, mientras que vendió 8,75 millones de iPhones, un 131% más que el año pasado. Por contra, las ventas del dispositivo iPod retrocedieron un 1%, hasta 10,89 millones de unidades.

El consejero delegado de Apple, Steve Jobs, se declaró "encantado con los mejores resultados de la compañía en un trimestre sin periodo vacacional" y destacó la buena acogida recibida hasta el momento por el iPad.