La aerolínea Air China ha aumentado su beneficio en los primeros seis meses del año en más de 20 veces, debido al crecimiento de la demanda, a la apreciación del yuan y a los buenos resultados de sus inversiones. Air China, la principal compañía aérea del país junto a China Eastern y China Southern, ha obtenido unas ganancias de 91,2 millones de euros, frente a los 4,3 millones de euros que obtuvo en el mismo período de 2006.