El mantenimiento de los 3,23 ha permitido, como esperado, un rebote al alza que habilita al precio a atacar de nuevo los 3,475. El volumen de contratación sigue mostrándose débil y como factor de mayor inestabilidad a nivel técnico a día de hoy.

Tubacex cumple a rajatabla con el escenario alcista de muy corto plazo descrito el pasado día 11 de JUL17, en el que exponíamos que: “Si el precio logra consolidarse en próximas sesiones por encima de los 3,23 sin duda intentará de nuevo atacar los 3,475 aprovechando, además, que las lecturas de extrema sobrecompra localizada en el oscilador MACD ya ha sido normalizada con éxito sin que la estructura de máximos y mínimos crecientes de largo plazo se haya mostrado perjudicada”.

En este sentido, el precio se encuentra en pleno ataque a la resistencia de los 3,475 que, además funciona como aproximación a su media móvil simple de medio plazo, movimiento que viene respaldado por la superación de su zona neutral en el oscilador MACD. En este punto el factor técnico que genera mayor incertidumbre es el volumen de contratación, cuyas lecturas quedan alejadas de lo que sería un acompañamiento al movimiento alcista de muy corto plazo. Sin embargo, el precio manda y si éste es capaz de superar la actual resistencia podría atacar los 3,64.

Tubacex en gráfico diario con MACD (ventana central) y volumen de contratación (ventana inferior)