El mayor minorista de ropa de Estados Unidos cede en el parqué neoyorkino más de un 2%, después de que sus ventas comparables hayan descendido en el último mes. 
Las ventas en tiendas abiertas hace al menos un año en Gap descendieron un 7% en febrero, en comparación con una ganancia del 3% en el mismo período del año anterior, informó la firma con sede en San Francisco en un comunicado. En este sentido, los resultados no alcanzaron las estimaciones de los analistas que habían previsto un incremento del 1,1%.

La inesperada caída puede deberse en parte a consecuencia de las condiciones meteorológicas adversas que ha sufrido el país. Las tormentas en el noreste y medio oeste en Estados Unidos, así como en Japón obligaron a más de 450 tiendas a cerrar por lo menos un día en febrero, según informó Katrina O'Connell , vicepresidenta de relaciones con inversores.

"Las ventas fueron más débiles en la segunda semana de febrero y más fuerte en la última semana ya que el clima mejoró", añadió O'Connell.

El CEO de la compañía, Glenn Murphy, está trabajando para mantener el crecimiento de las ventas minoristas de ropa con acciones como reducir el precio de los productos para atraer a más clientes a los centros comerciales. El temporal del país ha sido tan fuerte que Gap pronosticó un beneficio por acción para el ejercicio de 2,95 dólares por título, frente a los 3,03 dólares por acción que habían estimado los analistas.

Así pues, los Indicadores Premium de Estrategias de Inversión muestran que Gap se encuentra en fase de consolidación, mientras que recibe una puntuación de 6 puntos en una escala que oscila del 0 al 10.

También, este análisis técnico destaca que aunque la tendencia a largo plazo es bajista, a medio plazo sigue manteniéndose alcista. Además los momentos total rápido y lento son positivos y la volatilidad en el valor es decreciente en el tiempo. Por el contrario, el volumen a largo plazo que presenta la acción es decreciente.

Indicadores Gap