El mercado norteamericano ha comenzado la cotización con hambre de realizar el rally de fin de año en niveles de récord. Seguiría así la dinámica que reflejó ayer con grandes subidas.
La confianza campa a sus anchas por la bolsa neoyorkina. Las expectativas son buenas después de la decisión de la Fed de no tocar nada. De momento. Además, hoy la subida del precio del petróleo por encima de los 60 dólares ofrece más optimismo a los inversores, aunque ya se estaba descontando la situación del Brent por debajo de ese nivel. Pero, efectivamente, no deja de ser algo que se ve con positivismo.

Así pues, la seguridad por parte de los inversores de que no se tocarán los tipos de interés ha provocado la inyección de optimismo que restaba. Los índices podrían alcanzar sus máximos históricos antes de que concluya el ejercicio. Incluido el Nasdaq, cuyo récord registrado en el año 2000 podría superarse. Los 4.397 puntos del Nasdaq es la cifra que habría que superar, y el selectivo tecnológico está muy cerca.  

Por eso, el S&P 500 y el Dow Jones se han enfilado en búsqueda de nuevos máximos antes de que termine el año y los 2.100 puntos empiezan a no parecer una presa complicada. Más aún cuando tiene el respaldo de la principal institución monetaria del país. Al no dejar la puerta abierta para que se produzca de manera inminente la primera subida del precio del dinero, los inversores se sienten con más confianza. 

Parece que ya se empieza a quedarse al margen la crisis del rublo. Estados Unidos sigue a lo suyo en los mercados, más aún cuando sus perspectivas de crecimiento económico siguen siendo buenas. Asismismo, la reanudación del diálogo con Cuba para restablecer la política internacional entre ambos países sigue siendo una noticia que gusta, y mucho, a los inversores.  (Cerramos posiciones cortas en EUR/USD y EUR/GBP)

De esta manera, el S&P 500  sube un 0,10%%, el Dow Jones avanza un 0,09%, mientras que el Nasdaq se revaloriza el 0,02%.

"No hay razón para que el S & P 500 no pueda seguir subiendo más", dijo Jonathan Aldrich-Blake, gestor de fondos de renta variable estadounidense en inversiones de Ashburton. "La economía de Estados Unidos es una de las apuestas más seguras del mundo, y la Reserva Federal que sale con un tono pasivo ayer sólo ofrece a los inversores la confianza que necesitaban", añadió.

Desde el  punto de vista macroeconómico, hoy no conoceremos datos de especial importancia. Ayer supimos los datos de las peticiones iniciales de desempleo en Estados Unidos. En concreto, descendieron hasta hasta las 289.000 desde las 295.000 de la lectura anterior en la semana que terminó el 7 de diciembre. Se trata de un informe mejor de lo esperado, puesto que no se estimaban cambios. La media de cuatro semanas bajó a 298.750 desde las 299.500 anteriores.

En este contexto, la rentabilidad del bono a 10 años se sitúa en 2,2040%, el EURUSD está en 1,2285, el oro se encuentra en 1.197 dólares  el brent  se mueve en 59,95 dólares por barril y el VIX está en 16,81.

Si quiere recibir alertas cuando estos valores cambien de ciclo bursátil, pinche aquí.