James Paulsen, el director de inversiones de Wells Capital Management lo tiene claro, no hay que esperar grandes cosas de la bolsa estadounidense este año. 
En su opinión durante todo el ejercicio los mercados se moverán en un rango que bien podría hacer que el año terminara con alzas del 10% o con caídas del mismo monto.

En una entrevista con la CNBC, el experto ha asegurado que su apuesta principal es que el S&P 500 terminará este año prácticamente sin cambios. “Podríamos ver al índice entre 2.200 o 2.250 puntos. Con todo, también podríamos verlo caer hasta 1.850 puntos”.

El experto es cauteloso y en la entrevista ha dicho que “tenemos un mercado más vulnerable. No digo que no vaya a subir en los próximos años. Creo que lo hará, pero con una bolsa a 18 veces beneficios, el sentimiento está más sereno de lo que lo ha estado nunca”, ha dicho el experto.

De acuerdo a Paulsen, el mercado está atrapado entre dos fuerzas opuestas. “Tenemos un crecimiento económico mucho mayor, con subidas del 3,5%, o incluso el 4% este año, lo que significa un gran ritmo de recuperación”, ha dicho. “Pero también estamos casi al borde del pleno empleo y a punto de dar señales los indicadores de inflación, lo que sería problemático para los mercados”, asegura.

Hay que recordar que en marzo de este año, la bolsa estadounidense comenzará su sexto año de bull market. En este tiempo, el S&P 500 ha conseguido casi triplicar su cotización. En 2014 cerró el ejercicio con subidas cercanas al 15%.
Por eso el experto apuesta por infraponderar la renta variable estadounidense en 2015 sobre todo ante la posibilidad cada vez más cercana de que la FED comience a subir los tipos de interés este mismo año.

S&P 500 1 año

s&p 500


Si quiere recibir alertas cuando el S&P 500 cambie de ciclo bursátil, pinche aquí.