Sesión bastante plana en Europa con el Ibex35 bajando y el Eurostoxx50 apenas sube un punto porcentual “con lo que tenemos prácticamente los precios de referencia de la sesión de ayer”, explica Jordi Padilla, de Popular Banca Privada.
Una sesión en la que “Repsol y Telefónica son los principales valores que hacen que el Ibex este cayendo pero está siendo una jornada tranquila. Hay citas importantes que en otras ocasiones habrían llamado más la atención de los inversores – como la subasta a 3 y 6 meses en la que se pretende captar hasta 3.500 millones- y en otra situación la subasta habría sido más tensa”. Teniendo en cuenta el calendario de colocaciones “que está yendo bastante bien, se prevé que la subasta no vaya a ser nada difícil, más bien todo lo contrario”, expone en Radio intereconomia. 

Todavía cotiza la expectativa de que en la reunión de jefes de Estado saliera algún tipo de acuerdo de la Unión Bancaria y “las implicaciones del rescate de España a los bancos, efectivamente las tesis alemanas se impusieron más y es lo que ha alejado un poco los temores". Siendo justos, explica este experto, en otras ocasiones “una cumbre con tan pocos resultados hubiera dado más nerviosismo al mercado”

El mercado cada día está más sostenido, se siente cómodo en los precios actuales y es cierto “que en otros activos de riesgo ha tenido otro comportamiento. Da la impresión de que si los inversores quieren obtener rentabilidades , deberán asumir más riesgo en las carteras”. Ya lo han hecho este año pero parte de estos spreads se han reducido. “Aquellos inversores que hayan tenido crédito este año, han tenido plusvalías interesantes y da la sensación de que para obtener rentabilidades adicionales o nos vamos a los plazos más largos de la curva, donde no vemos que sea interesante, o empezamos a entrar en renta variable”. Es cierto que es más volátil, “el proceso que ha iniciado Europa es largo y no exento de caídas, pero también la actuación del BCE ha cambiado radicalmente y ha dado cierta estabilidad. Los resultados han decepcionado un poco pero las valoraciones en renta variable no dejan de ser atractivas”, concluye.